La anorexia vuelve a la actualidad de las pasarelas de la mano de la nueva medida adoptada por la Asamblea Nacional Francesa, que ha decidido prohibir tanto en sesiones de moda como en pasarelas a modelos con apariencia extremadamente delgada o de desnutrición. Esta decisión se basa principalmente en que se entiende que la moda ejerce un impacto negativo sobre las personas con tendencia anoréxica, principalmente jóvenes y adolescentes.

Recordemos que según la OMS (Organización Mundial de la Salud), un IMC (Índice de Masa Corporal) por debajo de 18 es considerado desnutrición, y por debajo de 16 hambruna. En el caso de Mercedes Benz Madrid Fashion Week y otras muchas pasarelas, el baremo suele oscilar en esos 18, vetándose a las modelos que no lo alcanzan. El IMC se calcula dividiendo el peso en kg entre la estatura en metros, al cuadrado. De tal manera que una modelo que mida 1,75m y pese 55kg tendría un IMC de 18.

La medida se engloba dentro de un de un proyecto de ley sanitaria que se votará el 14 de abril, y las multas por incumplimiento en este punto pueden llegar a alcanzar los 75.000€. Francia se une así a la tendencia por evitar estos casos sobre las pasarelas y en el mundo de la moda en general.